La Guía del Finado: Fideicomisos

Un fideicomiso es un contrato celebrado con una institución (Fiduciario) administre tus bienes, para cumplir un propósito o fin.

El fiduciario puede administrar inmuebles, dinero, valores, seguros, acciones, etcétera.

Los fideicomisos tienen muchas ventajas, por ejemplo, si se trata de un fideicomiso educativo, los rendimientos generados por las inversiones no son grabantes de impuestos.

Otra ventaja es que el fideicomiso no puede ser embargado si tienes deudas ante el SAT o cualquier otra institución.

Otra ventaja, muy importante, es que el Fiduciario puede disponer de tus bienes con una serie de candados que tú instruyas, por lo que puede ser una mejor opción como Albacea en el Testamento, si quieres disponer de tus bienes de la mejor manera para tus hijos pequeños.

Hay una enorme desventaja; que son los gastos de administración, dependiendo del fiduciario, puede ser un costo muy alto. Por ejemplo, los gastos de Administración de Mexicana de Becas son más altos que los rendimientos generados en inversiones.

Note
Mi recomendación personal; si tienes hijos pequeños y sabes que tienes una enfermedad terminal, tramita un Fideicomiso Testamentario.

Antes

Los documentos que deberán estar disponibles son:

  • Contrato del Fideicomiso

  • Lista de Beneficiarios

El fiduciario administrará tus bienes bajo tus instrucciones cuando faltes.

Durante

El fiduciario empezará a administrar tus bienes cuando faltes.

Después

El fiduciario deberá tener conocimiento que ya no estás, por lo que tu familiar de confianza deberá reportarlo para que el fiduciario organice todos tus bienes.